8880 SW 8 St #442756. Miami, Fl. 33144
Ya no tiene que morir para obtener los beneficios que ofrece un seguro de vida

Ya no tiene que morir para obtener los beneficios que ofrece un seguro de vida

Ya no tiene que morir para obtener los beneficios que ofrece un seguro de vida. 

Ya no tiene que morir para obtener los beneficios que ofrece un seguro de vida, así que ¡aprovéchelos al máximo! Sírvase de esas posibilidades que ofrecen en vida y que pueden socorrerlo en circunstancias muy apremiantes. Si no conoce con certeza a lo que nos estamos refiriendo, le aconsejamos lea el presente artículo hasta el final. Solo serán unos minutos. 

En caso de que le sea imposible desprenderse de sus quehaceres pero le interesa saber del tema, opte por contactarnos. Sí, ponemos a disposición de todos los clientes el teléfono 786-607-3194 para que nos llamen en el momento que deseen. Comuníquese y sepa por qué ya no tiene que morir para obtener los beneficios que ofrece un seguro de vida.  

Representamos a nuestra agencia Marival Insurance, especializada en seguros de salud y de vida, por tanto, tenemos argumentos para ofrecerle. No solo podemos fundamentarle que ya no tiene que morir para obtener los beneficios que ofrece un seguro de vida. También estamos facultados para detallarle más de los planes de vida que oferta el mercado, los requisitos para contratar uno.       

De igual modo le brindaremos pormenores de las ventajas y desventajas de estas pólizas para que las tenga en consideración. Entonces, la invitación está hecha. Entérese oportunamente de por qué ya no tiene que morir para obtener los beneficios que ofrece un seguro de vida. Con nuestra asesoría gratuita, certera, confiable, atinada, ganará información, conocimiento y seguridad para construir su presente y un futuro sólido.  

Ya no tiene que morir para obtener los beneficios que ofrece un seguro de vida. Los planes que pagan en vida le dan esa oportunidad.

Cuando se hablaba de los seguros de vida y de la importancia de ellos, siempre se aludía a la muerte. En todo momento se puntualizaba que contratar una póliza de vida sería una garantía económica para su familia cuando falleciera. Aún es así. Ese fin esencial se mantiene. Sea cual sea el plan de vida que contrate, si usted muere, todo el dinero será para sus familiares. 

Ellos recibirán esa herencia que les ayudará a continuar con sus destinos y usted les seguirá siendo útil sin estar. Ahora bien, hay coberturas de vida con otras finalidades y de eso es de lo que le vamos a precisar. Por eso le afirmamos que ya no tiene que morir para obtener los beneficios que ofrece un seguro de vida.  

Los planes de vida que pagan en vida brindan la posibilidad de favorecerlo aún con los pies en la tierra. ¿De qué manera? Preste atención. Si usted contrata este seguro, y comenzara a padecer una enfermedad crónica, crítica o terminal, luego del diagnóstico, recibiría ayuda. La compañía aseguradora con la cual firmó el contrato de este plan de vida le concedería una cantidad de dinero. 

Esa cifra podría llegar a representar el 90% del total del dinero acordado con usted durante la negociación del seguro. A decir verdad, la cantidad exacta estaría en dependencia del estado de gravedad que usted presentara al valorarlo la aseguradora. Ciertamente en las circunstancias que usted pudiera estar afrontando, recibir una suma de dinero le serviría de gran ayuda económica.  

Ya no tiene que morir para obtener los beneficios que ofrece un seguro de vida. Los planes permanentes y temporales le servirán de auxilio. 

Entre los seguros de vida que pagan en vida se encuentran los planes permanentes y los temporales o a término. Amparados con ellos, si enfermara con padecimientos crónicos, críticos o terminales, sucedería lo que le describimos en los párrafos anteriores. La compañía aseguradora le concedería una parte, hasta el 90%, del total del dinero pactado en el contrato del seguro.  

Esa cifra, fuera cual fuera la cantidad, le ayudaría a pagar productos y servicios necesarios para su calidad de vida. Esto ocurriría protegido con cualquiera de los dos seguros, el permanente o el temporal, porque ambos benefician en vida. No obstante, cada uno tiene características particulares a tener en cuenta si decide contratar uno para protegerse, como debe hacer.   

Los planes de vida temporales, como su denominación lo indica, se contratan por un tiempo determinado. Ese periodo de vigencia lo establece usted. A la hora de negociarlo con la compañía usted precisará si lo quiere por 10, 15, 20 o hasta 35 años. Tiene toda la libertad de establecer el plazo que le conviene o que sencillamente quiere.  

Una vez se aproxime la fecha de vencimiento del seguro o en cuanto pueda, le sugerimos convertirlo en uno  permanente. ¿Por qué? Pues porque si deja que caduque el seguro temporal, tendrá que comenzar la precalificación desde cero, algo contraproducente para su economía. Además, si tuviera que empezar ese proceso nuevamente, quizás por su edad y por su salud, pudiera resultarle más complejo.   

Ya no tiene que morir para obtener los beneficios que ofrece un seguro de vida. Con los planes permanentes se favorece y está protegido para toda su existencia. 

Las pólizas permanentes suelen ser un poco más costosas que las demás pero lo protegen para toda la vida. Es una de las opciones de protección más integral. Si se enferma con una dolencia crónica, crítica o terminal, la compañía aseguradora lo auxilia con una suma de dinero. Por otra parte, le permite ahorrar porque tiene un plan de ahorros, libre de impuestos, para su retiro.    

De modo que cuando llegue el momento de la jubilación, habrá acumulado un capital considerable para disfrutarlo como mejor crea. Quizás lo necesite para cuidar de su estado de su salud o a lo mejor se dará los gustos retenidos. Por supuesto, protegido con el plan de vida permanente, si muere, sus beneficiarios recibirán la herencia, como aclaró al contratarlo. 

Hasta aquí esperamos que haya comprendido todos los elementos expuestos y le hayan servido para informarse de este asunto vital. No obstante, le reiteramos que puede llamarnos por el teléfono 786-607-3194 y hablar directamente con alguno de nuestros agentes. Con placer le explicará que ya no tiene que morir para obtener los beneficios que ofrece un seguro de vida.        

       

Summary
Ya no tiene que morir para obtener los beneficios que ofrece un seguro de vida
Article Name
Ya no tiene que morir para obtener los beneficios que ofrece un seguro de vida
Description
Ya no tiene que morir para obtener los beneficios que ofrece un seguro de vida, así que ¡aprovéchelos al máximo!
Author
Publisher Name
Marival Insurance
Publisher Logo

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Call Now Button